3/5/12

Bien Común



                                                            “La familia es el manicomio disfrazado de buenas palabras. El manicomio es la institución familiar en su rígida desnudez”

Manifiesto antipsiquiatrico.

Ramón García


Vengo de una familia de obesos. Tristemente papá y luego mamá fallecieron jóvenes, y obesos.
En una de mis imprevistas y escasas visitas al "resto" de la familia (Yo he emigrado hace mucho por razones endogámicas que entenderán luego), Alejandro (cuñado) y Vanesa (hermana menor) me comentan con entusiasmo que junto con Patricia (hermana mayor y esposa de Alejandro) han emprendido una dieta familiar. Vanesa está desnutrida (hecho preocupante y desconcertante). ¿Colaboracionismo en pos de bajar de peso?
Siempre "la salud" en la familia ha sido preocupante, pero a dicha problemática se ha hecho "la vista gorda".
Lograron finalmente encontrar una nutricionista, comenta Alejandro, con mucho esfuerzo luego de la última y trágica experiencia, pues Vanesa acostumbra pedir en la obra social no el listado de profesionales sino "la carta".

Es de creer que este relato es metáfora de muchos vínculos de familia. Léase al respecto el cuento de Juan José Saer con título homónimo.

Silvia Jacobi



1 comentario:

  1. Hay pocas cosas tan contundentes como una buena metáfora. Todo lo que venga después, habrá partido de acá. A no perder de vista eso.

    ResponderEliminar